Vintage 2009

Vintage

2009

Armonía conseguida

La Maison solo ofrece grandes añadas de champagne.
Dom Pérignon Vintage se elabora exclusivamente a partir de las mejores uvas de un único año, reinventándose a sí mismo mediante la interpretación del singular carácter de las estaciones y atreviéndose a no elaborar un Vintage si la cosecha no cumple las elevadas expectativas.
Tras un mínimo de ocho años de crianza en bodega, el vino alcanza el equilibrio perfecto que representa Dom Pérignon, su mayor promesa. Así es Dom Pérignon Vintage: la plenitud de la armonía.

2009: EL APOGEO DE LA MADUREZ

La añada 2009 cierra una década prodigiosa, solar, intensa y generosa. El clima ha resultado muy benigno, algo sin precedentes, y las añadas resultantes nos han permitido explorar nuevas fronteras en la madurez de la uva en la Champagne. Dom Pérignon Vintage 2009 nace de dos movimientos: uno es guiado por la naturaleza y el otro es la ambición creadora del Chef de Caves de Dom Pérignon. Esta sinergia supone que la añada ofrece una muestra de la fruta más madura y sabrosa, uvas en su mejor momento que son una promesa de energía y frescor en el vino futuro.

EN NARIZ

Notas de guayaba y corteza de pomelo verde especiado se mezclan con frutas de hueso: melocotón blanco y nectarina. El vino respira, y el conjunto se complementa con una vainilla amaderada y un brioche cálido ligeramente tostado. 

EN BOCA

El fruto revela su majestuosidad: maduro, carnoso y profundo.  Más allá de la riqueza y de una cierta voluptuosidad, prevalece una impresión de coherencia. La fuerza del vino se caracteriza por una sorprendente contención. Todas las sensaciones convergen y persisten, sedosas, salinas y savias, amargas y yodadas.

MARIDAJE

Dom Pérignon Vintage 2009 es un vino que debe ser estimulado. Necesita un marco de referencia para poder extenderse a través de los contrastes. 
Este champagne se acerca al mundo "vegetal" y "mineral", evocados por una carbonara de erizo de mar con mousse de cardamomo. El resultado es espectacular cuando se combina con un plato que se deja masticar: un pulpo marinado en zumo de naranjas sicilianas y asado en mantequilla.

Hemos necesitado la experiencia de todas las añadas anteriores para atrevernos a producir el 2009.
RICHARD GEOFFROY
ANTIGUO CHEF DE CAVE DE DOM PÉRIGNON